#PulsoIMCO con John Padilla: Qué ha cambiado en el sector energético mexicano en los últimos 18 años

Author: Share:

John Padilla: Si solamente estamos dependiendo de los recursos naturales, bueno, fácilmente vamos a ver volatilidad y, ¿cuál es la diferencia, por ejemplo, entre la región de Latinoamérica con Asia?, y, ¿qué ha pasado durante los últimos 30 años? Bueno, hay excelentes ejemplos que muestran que todavía seguimos en este ciclo de solamente materias primas y eso definitivamente no está ayudando.

Manuel Molano: Aunque hay países que habían salido de esa dinámica un poco, México, Chile quizás; y quizás México está regresando a esa dinámica. Tú, ¿qué opinas?

John Padilla: Bueno, Chile definitivamente, siempre es la excepción.

Manuel Molano: Sí, Chile siempre es la excepción en todo.

John Padilla: Muchos latinos siempre olvidan que Chile es parte de la región por un montón razones históricas, y tal.

Pablo Zárate: Escapa de la dinámica

John Padilla: Pero, bueno, ese es un país que nunca ha tenido petróleo, o muy poco. Cobre sí. Pero cuando lo ves, su economía es completamente diferente. México, en términos del PIB, es muy poco dependiente, es un rango del 4 por ciento, pero en términos de los ingresos para el gobierno todavía es en el rango de casi 20 por ciento y eso es todavía menor que en los últimos años cuando estaba en el rango del 32 – 38 por ciento.

Entonces, bueno, otra cosa que yo creo que es muy relevante es que los estados petroleros en México todavía son muy dependientes del petróleo y, entonces como esas economías no están diversificadas pues, ¿qué pasa? Y particularmente después de la historia en México del curso del programa de Pidiregas (“Proyecto de Inversión de Infraestructura Productiva con Registro Diferido en el Gasto Público”). Pidiregas básicamente mantenía recursos constantes para muchos años, sin importar qué estaba pasando con el presupuesto; lo que pasó con la Reforma es que eso se eliminó y esos estados estaban sufriendo muchísimo, los esfuerzos dados son obvios.

Pablo Zárate: Oye, John, más allá de los casos que son relativamente obvios, cuando tú piensas en el espectro de Latinoamérica, ¿qué países están haciendo las cosas, no usemos los términos bien y mal, pero qué países tienen un futuro energético brillante y de repente ahí hay desarrollos positivos? Podemos pensar por ejemplo en Guyana, que ahorita tiene muchísima atención del mundo y, también tenemos casos donde las cosas se fueron hacia el extremo, siempre la conversación en México se va hacia Venezuela, pero creo que hay varios ejemplos en Latinoamérica de decisiones y puntos de inflexión donde no se tomaron las mejores decisiones y un potencial grandote en algún momento se acaba viendo coartado porque la política se va en medio. Y yo creo que tratar de evitar a Venezuela en esto siempre es mucho más constructivo porque si no la conversación se polariza muchísimo.

John Padilla: Bueno, yo contesto desde un punto de vista un poquito distinto, yo creo es simplemente un pensamiento de corto plazo y el problema en Latinoamérica es que tenemos esa tendencia, y las inversiones en el sector energético son de largo plazo. Entonces, excelente, por un momento ya tenemos nuevas leyes y nueva regulación en cualquier país y hay inversión. Pero eso (la inversión) empieza, particularmente en petróleo y gas solamente con la calidad de las piedras, es decir si las piedras son buenas. Bueno, mira dónde están los Oil Majors, están en unos lugares tremendos, ¿no?, muy complicados; entonces, ellos van a encontrar maneras de extraer esos recursos si es factible; decir que existe un buen o mal régimen regulatorio, es otra cosa. Por ejemplo, el caso de Guyana.

Pablo Zárate: Para empezar, ¿todo Latinoamérica está abierto?, o sea, ¿tenemos licitaciones?, ¿tenemos rondas? Hablando específicamente de petróleo, ¿tenemos licitaciones o rondas petroleras en toda la región?

John Padilla: Sí. Bueno, está el caso por ejemplo de Ecuador, en donde la noticia la semana pasada es que se están saliendo de la OPEP. Bueno, eso básicamente va a quitar el tope de producción y en un sentido posiblemente es una manera para licitar más actividad potencial en el sur, hoy en día todo está muy pegado en el norte, a lado de Colombia. Pero, ¿qué pasó? La semana pasada el presidente Moreno quitó los subsidios, entonces ya hay caos, la presidencia está en Guayaquil, tal cual; entonces, esa volatilidad no ayuda para la inversión a largo plazo. Mi punto es simplemente que, sí hay momentos cuando la inversión es muy atractiva para compañías extranjeras en cualquier país ellos tienen una oportunidad, ellos encuentran una cosa que no han visto otros. Cualquier cosa. Pero para la inversión estable y de largo plazo se necesitan dos cosas: disciplina y visión; y esas dos palabras, tristemente, no las escuchamos muchas veces en Latinoamérica.

Manuel Molano: Disciplina te refieres a instituciones que no cambien de parecer en un buen tramo.

John Padilla: Exactamente, si la interpretación de las leyes, de la relación “artesanal”, entonces, bueno, la manera en la que nosotros estamos interpretando estas relaciones es así. Entonces, qué es lo que bien o mal de los países desarrollados, es normalmente, no siempre, pero simplemente es esta estabilidad; y la estabilidad es facilmnente quien crea un ambiente en donde se dice: “bueno, si yo invierto acá, no va a pasar lo que pasó en Venezuela”.

Manuel Molano: Ahora, si la Reforma mexicana fue entre 2012 y 2013, ¿es razonable esperar que ya casi en 2020 todavía no tengamos mucha producción de ahí?, tendríamos que esperar al menos, ¿cuántos años John?

John Padilla: Bueno, hay varios factores. Ahí las cosas facilmente 100 por ciento en el control de los proveedores; hay factores que el gobierno simplemente con los reguladores puede influir muchísimo. Estamos entrando a una época de todas las licitaciones en donde esas compañías, por obligación necesitan perforar, entonces el monto de actividad que está empezando ahora hasta el próximo año, es tremendo. Bueno, AMEXHI está diciendo que la meta para ellos el próximo año es de 50 mil barriles diarios; de nuestras proyecciones, solamente con los 6 campos que ya están produciendo, o están en desarrollo eso va a representar casi 25 por ciento de toda la producción en el año 2024.

Eso tiene muchas implicaciones, si estás pensando en lo que estoy diciendo, eso es mucho, porque eso básicamente implica que la producción de Pemex va a seguir cayendo tremendamente y el nivel de producción que está cayendo hoy en día es mucho más fuerte que lo que hayamos visto en la historia de Pemex.

Pablo Zárate: ¿Cuánto declina la producción de Pemex? o sea, ¿si dejáramos las cosas sin hacer mucho en materia de inversión, la tasa de declinación de los campos de Pemex es 200, 300 mil barriles por año?

John Padilla: En porciento es 9.2 por ciento de declinación.

Pablo Zárate: 9.2 por ciento, o sea, de lo que Pemex produce al año va a perder 9.2 por ciento si no lleva a cabo inversiones significativas.

John Padilla: Sí, y ese nivel de declinación ha subido tremendamente, entonces cuando empezó a caer esto hace algunos años en el rango de 5.5 por ciento. Esto entró en una etapa más estable de caer sólo 2.2 por ciento. Después de la Reforma Energética cayó mucho y esa es la crítica de la Reforma, que ellos no tenían suficientes recursos. Yo no creo que ha sido suficientemente bien discutida, pero simplemente la idea original era para Pemex escoger las áreas de interés, si era exploración y producción, refinación o midstream o cualquier cosa, petroquímicas. Lo que Pemex hizo es simplemente cortar el presupuesto a todos y el impacto de exploración y producción empezó a caer mucho más profundamente, más de 7 por ciento, y hoy en día la producción de Pemex está cayendo en el rango del 9 por ciento.

Pablo Zárate: Ahí estás haciendo un punto muy importante, hay una desconexión entre lo que pretendía el nuevo marco y lo que realmente se ejecutó desde Petróleos Mexicanos, desde la administración pasada, había la expectativa de que Petróleos Mexicanos iba a ser muy capaz de escoger solamente estos puntos estratégicos donde iba generar más valor pero no tomó esa decisión John, o sea los cortes fueron parejos.

John Padilla: Para la gente que recuerda toda la historia de la Reforma Energética, nosotros entramos en 2001 y cualquier persona que estaba acá, iba a recordar, que había euforia en las calles y todos estaban absolutamente convencidos de que la Reforma Energética ya había llegado.

Pablo Zárate: Con el presidente Fox en el momento de cambio, con un entusiasmo tremendo.

John Padilla: Y muchas compañías llegaron en ese momento, nosotros también y entonces eso demoró otros 12 años hasta la Reforma Energética y la reforma necesitaba pasar en 2001. La única cosa que cambió la dinámica fue el precio del crudo y eso básicamente creó una máscara. Pero básicamente no estaba mostrando la realidad que estaban pasando, porque Cantarell estaba entrando en su pico y en 2004 entró la declinación.

Manuel Molano: Ahora el gobierno mexicano tiene planes de meterle casi 25 mil millones de dólares en los próximos años  ¿Qué debería hacer Pemex con esa infusión de cash?

John Padilla: Yo creo que tristemente seguimos hablando en la misma manera y están equivocados. Dinero, hay dinero, puede conseguirlo de una forma u otra, tiene consecuencias, tiene costos tal cual. Hoy en día el dinero no es el problema para Pemex, entonces si queremos resolver los problemas de Pemex, y los 104 o 106 mil millones de dólares, solamente es caja, entonces Hacienda puede dedicarle eso, entonces tú puedes recibir tu porción de impuestos necesario a pagar para esas cosas y ya. Las pensiones igual, tal cual. La parte operativa y técnica, esas cosas son mucho más complicadas y particularmente con la nueva administración y el sistema de austeridad, la verdad nosotros como país hemos perdido un montón de talento importante y eso no es nada fácil de recuperar. Muchas veces los bancos dicen “ah bueno entonces necesitamos 20 mil millones de dólares”, bueno si dan 20 mil millones de dólares a Pemex, yo personalmente no estoy convencido de que ellos pueden gastarlo y cambia la dinámica de la forma en como estamos pensando.

Pablo Zárate: John, parte de esto tiene que ver con el portafolio de Pemex, por supuesto que en la época de Cantarell se requirió un conocimiento técnico diferencial importante para desarrollar un campo de estas dimensiones, pero parece que cada vez es más complejo el portafolio de Petróleos Mexicanos, y lo que antes lograbas con un equipo que quizás una persona podía liderar y le dabas los recursos y  podía pensar en un solo campo con un nivel de complejidad baja, hoy tendrías que crear 30 equipos que puedan pensar en qué campo chiquitos pero con una complejidad equivalente a la de Cantarell, nada más que en microcosmos, entonces parece que las cosas van justo al revés, no? Justo cuando más necesitarías talento porque el petróleo es cada vez más difícil.

John Padilla: Sí, dos cosas. Uno es que Pemex está construido básicamente para un mundo de mega Campos, como Cantarell y Ku Maloob Zaap. Esa es una idea errónea.

Pablo Zárate: ¿En qué te das cuenta de eso? Se me hace muy interesante, cómo ves que Petróleos Mexicanos está construida así, o sea estructuralmente. ¿Qué tiene que lo hace verse así?

John Padilla: Simplemente en la manera de los activos, la manera de tomar decisiones. Entonces, con la estructura que Pemex tiene hoy en día, es imposible para ellos manejar u operar como en el Permian (yacimiento no convencional en Estado Unidos), porque esas decisiones son tomadas de una. Y si no tienes a la persona que está tomando decisiones en el campo no funciona, es otra cosa. Entonces, lamentablemente, como todo está construido en Pemex, es simplemente, bueno, todo requiere….

Manuel Molano: Que suba y que vuelva a bajar.

John Padilla: Sí, es una línea completamente vertical.

Pablo Zárate: Necesitas alinear a un montón de personas.

John Padilla: Todo, implica presupuesto, la aprobación de diferentes cosas. ¿Cuántas personas todavía tenemos en la cooperativa de Pemex? Ellos han quitado un “chorro” de personas, pero todavía la estructura es de ese lado, después de dos reformas bastante profundas. Entonces esa es la primera cosa.

Pablo Zárate: Nada más aquí para concluir, los “Decision rights”, los derechos de decisión está muy arriba en Petróleos Mexicanos y eso los hace ser muy lentos.

John Padilla: Claro, ellos necesitan manejar básicamente el portafolio de Ecopetrol, por ejemplo, por darles otro ejemplo, con campos que están produciendo 2 mil barriles diarios algo así, no tienen la estructura para esa realidad. Y cada día que no tenemos esos mega campos es peor, es mucho más complicado, no porque falta dinero a nivel local o que Pemex no tenga la capacidad, simplemente la estructura que no lo permite, la naturaleza de decisiones está lesionada.

Pablo Zárate: O sea si el día que sesionaba el comité de tomas de decisiones no tenías bien arreglado el tema del papeleo para traer una plataforma, pues vas a tener que esperar tres meses a traer el “break” que necesitas.

Manuel Molano: Y por eso son importantes los farmouts y los joint ventures, y todos los esquemas de asociación de Pemex con el sector privado.

John Padilla: Y bueno eso es “Free Money” y  “Free Production”, esos son barriles. Si ves algunos resultados de las migraciones entonces el nivel de producción ha subido, por qué quiere quitarle esas cosas. Entonces, eso es transferencia de “know how” eso es transferencia de un montón de cosas y también ellos están recibiendo producción, eso implica actividad económica para toda la comunidad y también impuestos y regalías para el Estado. ¿Qué está mal?

Manuel Molano: ¿De qué empresa nacional de petróleo tendría que apender Pemex? ¿Qué otra empresa nacional de petróleo ha tenido una transición así de mega campos a micro campos, con todo lo que ello conlleva.

John Padilla: Yo veo desde un punto de vista un poquito más macro y simplemente toda la historia de Pemex con la nacionalización y todo, ha estado manejado desde el punto de vista político. Cada sexenio el nuevo presidente siente la necesidad de decir “vamos a producir equis monto de barriles diarios”. ¿Qué sabe el presidente del monto de producción y las necesidades? No tenemos una cultura de contrapeso técnico. Esa es la cosa absolutamente diferente de cualquier otra empresa estatal y entonces obvio que cualquier impulso va a tener influencia política, eso es obvio, pero necesita tener el contrapeso técnico. Hoy en día, bueno simplemente que estamos diciendo que vamos a producir 2.6 millones de barriles diarios, yo no creo que 95 por ciento de la población entienda exactamente qué implica. Si usamos el ejemplo de Guyana, es un gran éxito, ya ellos han tenido 16 descubrimientos, ExxonMobil con sus socios va a implementar la primera fase de “Liza” y ellos tienen planes de producir 120 mil barriles diarios a principio del 2020. Eso es ya. Y con la segunda fase, estos son otros 220 mil diarios desde 2023. Entonces, Guyana, con todo el éxito, va a producir 340 mil barriles diarios más o menos en 2024. Entonces ni un mega campo, tres veces más grande que Cantarell va a resolver la realidad que estamos viviendo.

Pablo Zárate: Ese punto creo que es importantísimo. De alguna manera Cantarell nos hecho a perder, fue un campo que se puede decir “nos consintió a los mexicanos” y nos puso un parámetro muy raro. Es muy normal en México cuando hay un descubrimiento como se anunció Zama, muchas de las preguntas son ¿Y cómo se compara esto con Cantarell? Por supuesto que no vas a tener un “bump”, no vas a tener un incremento rápido en la producción como lo tuviste con Cantarell, con el tipo de campos que se van a descubrir en México, o que anticipamos que se porían descubrir en México, en este tiempo moderno. Incrementar 300 mil barriles diarios es una locura.

Manuel Molano: Es una locura.

Pablo Zárate: Y tu nos decías John, está declinando a 9.2 por ciento anual, ¿eso significa que está declinando 180 mil barriles cada año? Entonces necesitarías 180 mil barriles para sustituir, más 200 mil para agregar.

Manuel Molano: Y las estimaciones presupuestales entonces están mal.

John Padilla: Nuestro análisis, cuando esta nueva administración entró en diciembre de 2018 con esas tasas de declinación, solamente para mantener el nivel de producción que ellos encontraron cuando llegaron a la presidencia, necesitan producir otros 538 mil barriles diarios, sólo para mantener el nivel “flat”, no agregar más.

Pablo Zárate: ¿Para qué año?

John Padilla: 2024. ¿Entonces qué está pasando? si vemos el presupuesto para 2020 el campo Ku Maloob Zaap, va a recibir 20 por ciento menos presupuesto que el año pasado porque ya está en declinación y la interpretación de nosotros y otros, es que simplemente la declinación ha empezado con toda la inyección de nitrógeno y no hay manera de retardar esas cosas. Entonces la realidad de no tener mega campos ya está aquí.

Pablo Zárate: Quizá es una pregunta complicada de responder “Top of mind”, pero ¿sabes más o menos qué porcentaje de nuestras reservas no están desarrolladas? Es decir, nada más para ponerlo como parámetro en la conversación, son aquellas reservas que metiéndole lana para hacer un desarrollo podrías poner en producción relativamente rápido.

John Padilla: Después de la decisión de Ronda cero que es otro tema, Pemex ya tiene 23 por ciento de todas las reservas prospectivas.

Pablo Zárate: Recursos prospectivos.

John Padilla: Exactamente, recursos potenciales. El sector privado ya tiene 11 por ciento y el Estado todavía mantiene 66 por ciento, entonces pueden hacer sus propias conclusiones.

Pablo Zárate: Si, es algo que no está operado, no tiene un operador, no tiene a alguien asignado.

Manuel Molano: La decisión de quién debería operar esos campos tendría que ser del estado mexicano, no de Pemex ¿Cómo ves esta relación entre Pemex y sus órganos reguladores? La Comisión Nacional de Hidrocarburos, la CRE, la propia Secretaría de Energía ¿tu si ves que estén en esa discusión de “oye tienes que devolverme algo de lo que te di en Ronda cero porque si no lo tocas yo tengo que moverlo”.

John Padilla: Sí, eso era la excusa, obvio que ahí hay bastante política, pero yo creo que básicamente hemos perdido el espíritu de toda la Reforma Energética. El espíritu era simplemente que todos estaban de acuerdo que necesitaban impulsar la actividad exploratoria. Por eso, con la reforma. ellos pusieron el “minimum work program”, básicamente obligaciones mínimas para que Pemex cumpliera y después de cinco años y eso incluye una extensión de dos años. Durante la última administración Pemex solamente cumplió 32 de 89 asignaciones, básicamente un tercio y eso no va a estimular la actividad necesaria para el bienestar del país, para el bienestar de la economía y el bienestar de las poblaciones locales.

Manuel Morano: Y de Pemex.

John Padilla: Claro. Está entre todos los tres de una u otra forma.

Pablo Zárate: Para entrar en la recta final de la conversación, regresando a las ideas de Latinoamérica sobre energía. Por ejemplo, en el caso argentino, lo que se está poniendo a prueba es si realmente Vaca Muerta logró constituirse como una política de estado. Más allá de la política y entonces se puede asumir que va a haber cierto nivel de continuidad, por supuesto que cada gobierno le meterá su sazón, pero habrá el mínimo nivel de continuidad para que las cosas sigan. Primero, no sé qué perspectiva tengas específicamente ¿si lo van a lograr o no? y la segunda es ¿cómo aplica esto a México? O sea, en México si estamos viendo una volatilidad bien importante para los ciclos, no importa si estás parado del lado de Morena, o estás parado del lado del PAN o del PRI o de quien quieras, lo que hemos visto es que la política energética mexicana es muy volátil. ¿cómo le podríamos hacer para que esto se vuelva algo como política de estado?

 

John Padilla: Es como la famosa frase de Clinton “es la economía, estúpido”. Como exbanquero de inversión yo entiendo de esas cosas y he visto esas cosas directamente. El acceso a financiamiento es claro, de una forma u otra, obvio que los “IOCs” (compañías petroleras internacionales) menos, eso representa costo y costo de oportunidad. Entonces, cuando se tiene más volatilidad seguramente cuesta más, no menos. Cuando las compañías están analizando donde van a poner recursos, y no solamente para un recurso, la verdad nadie invirtió en México solamente para tener la panacea de un campo, ellos están interesados en construir un portafolio de actividad, esa es la idea. Cada quien tiene su propia estrategia, si quieren vender, si quieren seguir en largo plazo tal cual y muchas veces depende del éxito que ellos encuentren. Pero en el caso de Argentina, qué va a pasar. YPF no va a tener la capacidad de hacer todo, ellos mismos no van a decir “nosotros podemos desarrollar Vaca Muerta solos”, no tienen ni el capital humano, ni todo el entendimiento. Entonces la riqueza de cualquier ecosistema existe en el sector petrolero simplemente con nuevas ideas, con nuevos entendimientos, nuevas tecnologías, cómo lo estimula la tecnología. Tecnología está estimulada cuando (una empresa) tiene la oportunidad de ganar, lo demás es completamente absurdo, desde mi punto de vista. Entonces nunca vas a tener las mejores cosas ni todas las cosas, si no nos está creando un sistema abierto para que la gente pueda recaudar el capital y ganar…

Entonces, en Argentina la gran pregunta es, número uno, entonces acceso de capital, los riesgos. Segundo es ¿qué va a hacer la próxima administración, particularmente si el partido de Cristina Kirchner regresa?

Manuel Molano: Que es muy probable.

John Padilla: Si, y algunas frases muy claves que ellos han dicho “bueno entonces vamos a sacar toda esa actividad paralizada”, ok, bueno, eso es decisión de ustedes con el apoyo de la población, pero hay una razón por la cual básicamente ustedes han quebrados nueve veces.

El punto para México es Pemex está muy dependiente de los mercados, estamos en una burbuja porque hoy en día los retornos mundialmente, todos están buscando un lugar donde poner el capital. Entonces, cuando tenemos tasas negativas en Japón, básicamente lo mismo en partes de Europa, obvio que México tiene una oportunidad para recibir ese dinero. Pero esto se complica si las calificaciones bajan, porque el costo el costo de capital sube y está subiendo. Entonces sí, excelente que Pemex en la última emisión de deuda estuvo como 5.6 veces sobre suscrito, pero la tasa también subió. Entonces, todo tiene un costo y cuando estás manejando más de 100 mil millones de dólares, muchas veces la gente no entiende estos números.

Manuel Molano: Es una barbaridad.

John Padilla: Exactamente, entonces eso tiene un impacto muy fuerte y no importa si las tasas de interés son fijas o variables, obvio que si eso es variable pues eso va mover. Hacienda ha manejado esas cosas bien, pero es mucho más complicado cuando tiene tanta deuda y una plataforma y reservas completamente en declinación, entonces ¿de dónde viene? Eso sin duda está creando una burbuja que vamos a pagar más adelante. El otro tema que creo que es muy claro, para que la gente entienda es, simplemente los recursos que hoy en día en México no son solamente carbonatos. Pemex es experto en carbonatos, pero si vemos básicamente los nuevos descubrimientos en los años recientes, no todos son carbonatos y pensar que Pemex será experto en todo es una locura. Entonces, si hay arenas o el nuevo campo de Ixachi, entonces ese campo es “high pressure, high temperature”. ¿Ustedes recuerdan la última experiencia de un campo “high pressure, high temperature” en México? Se llamó Ixtoc, acabó en desastre.

Pablo Zárate: Tremendo, oye John, no sé si es para cerrar más positivo, porque no podemos cerrar con esa referencia, me dejaste pensando con la predicción del escenario inercial de la declinación de la producción petrolera, ¿dijiste 580 mil barriles menos?

John Padilla: 540 mil básicamente.

Pablo Zárate: O sea, el escenario inercial es que la producción de Petróleos Mexicanos acabe en 1.2 o 1.3 millones de barriles diarios para 2024, o sea un tercio menos.

John Padilla: Si

Pablo Zárate: Eso creo que dimensiona el tamaño del reto y las cosas que tenemos que tenemos que hacer como industria.

Manuel Molano: Se necesita más que dinero.

Pablo Zárate: Es una cosa absolutamente titánica.

John Padilla: La Reforma Energética abrió diferentes herramientas para estimular la actividad que estamos diciendo. La única cosa que ha pasado en 10 meses encima de esa administración es regresar básicamente a usar una herramienta. Mi punto de vista es que requerimos todas las opciones, toda la actividad, porque esa es una situación mucho más grave que la mayor parte de la gente entiende, y esa es la única manera de ayudar a los estados petroleros y a las comunidades que todavía dependen del petróleo. Pero ojo, la cosa más clave es ¿qué vamos a hacer después del petróleo o con petróleo? Y eso es un discurso que nos sigue faltando.

Pablo Zárate: No solamente en México, en todo el mundo. John muchísimas gracias. Amigos muchísimas gracias por sintonizar se nos vemos en la próxima emisión de pulso con el IMCO, muchas gracias.

 

 

Previous Article

¿Cómo llegamos a aguas profundas?

Next Article

El ABC de la unificación petrolera

Recomendaciones

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *