Guillermo García Alcocer: Hacia un sector eléctrico más sustentable

Author: Share:

Hasta hace apenas unos meses, las discusiones públicas sobre energía acentuaban la importancia del sector de los hidrocarburos en el impulso a la economía nacional, pero aún no reflejaban el gran potencial del sector eléctrico. Esta dinámica está cambiando de manera acelerada, en la medida en la que el sector eléctrico se desarrolla y despliega su potencial.

El nuevo modelo eléctrico nacional busca garantizar seguridad en el abasto energético, esto es, que la electricidad llegue a todos los rincones del país de una forma confiable. Dicho de otro modo, busca que quien lo desee, pueda producir a pequeña o gran escala para la venta o para su propio consumo. Asimismo, el modelo otorga el poder al ciudadano de tomar el control de su energía acercándole opciones que antes no tenía, contribuyendo, además, a la mejora medioambiental.

Para ello, la Comisión Reguladora de Energía (CRE), que presido, impulsa el desarrollo del sector eléctrico mediante la implementación de reglas y permisos que favorezcan su dinamismo.

En la actualidad, la CRE cuenta con un total de mil 293 permisos y autorizaciones vigentes en materia de generación, importación y exportación de energía eléctrica, los cuales representan una capacidad total autorizada de 126,745 megawatts (MW), así como inversiones del orden de 152.5 mil millones de dólares.

El 59 por ciento de estos permisos y autorizaciones corresponden a permisos de autoabastecimiento, pequeña producción, cogeneración, producción independiente, exportación, importación y usos propios, de conformidad con la anterior Ley del Servicio Público de Energía Eléctrica (LSPEE). El 41 por ciento restante, corresponde a proyectos que se rigen bajo la Ley de Industria Eléctrica (LIE).

El dinamismo en el sector se refleja en el número de permisos que la Comisión va aprobando pero también en el avance de los proyectos autorizados. A este respecto, destaco que el 30 por ciento de los proyectos autorizados bajo la LIE ya está en operación (equivalente a 9,052MW), que el 42 por ciento se encuentra a punto de iniciar obras (32,771 MW) y que el 27 por ciento aún está en construcción (14,640 MW).

Así, los permisos -y su capacidad asociada- y el nivel de inversión que representan, ponen en perspectiva el potencial eléctrico colocándolo a la par del sector de los hidrocarburos. Pero quizás, lo más interesante es que se está produciendo una mezcla más limpia de energía, pues la mitad de los permisos que se rigen bajo la LIE corresponden a proyectos que utilizan energías limpias.

De estos proyectos, los de energía solar representan el 31 por ciento de la capacidad autorizada, los de energía eólica el 18 por ciento y los de hidroeléctrica el 3 por ciento, sumando 52 por ciento en total. El 47 por ciento de la capacidad autorizada restante, refiere a la utilización de tecnología de generación convencional, esto es, 31 por ciento de ciclo combinado (gas natural), 9 por ciento de híbridos de energía convencional, 4 por ciento de turbogás y 3 por ciento de combustión interna.

Estos datos sugieren que vamos a ver cada vez con mayor frecuencia que los ciudadanos tomen el control de su energía. Hoy en día ya es una realidad que universidades en diversas latitudes utilicen paneles solares, que empresas tanto nacionales y extranjeras inaguren parques solares y eólicos para abastecer de electricidad a regiones enteras, o que familias utilicen calentadores y paneles solares en sus casas.

En conclusión, queda de manifiesto que el portafolio energético del país tiene una configuración más sustentable y que, en los próximos años seguiremos viendo un despliegue importante de inversión tanto en tecnologías de generación convencional como en tecnologías limpias que, sin duda, aportará al crecimiento económico, a la seguridad energética y al empoderamiento ciudadano.

 

Guillermo García Alcocer

Comisionado Presidente de la Comisión Reguladora de Energía (CRE)

 

Previous Article

El “segundo aire” de aguas profundas

Next Article

Los proyectos ya en marcha

Recomendaciones

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *